¿Has escuchado hablar de la Imaginación Guiada? Esta técnica ha sido utilizada para aliviar tensión generada por emociones negativas. Durante estos ejercicios te “imaginas” con todos tus sentidos: con el olfato, el gusto, el tacto, el oído, y la vista. Todo a través de tu imaginación. “La imaginación guiada recrea escenarios, promueve ideas, sensaciones, imágenes, sonidos, texturas, incluso olores o sitios que generen relajación”.

 

La principal diferencia entre la meditación y la imaginación guiada es que en la meditación no siempre se recrean imágenes o visualizaciones. ¡Personalmente me encanta esta técnica como parte de mis estrategias para Supervivir y para tener emociones sanas!

 

Las imaginaciones guiadas, que también las llaman visualizaciones, pueden ir desde los 5 minutos hasta los 30 minutos aproximadamente. Aún con 5 minutos esta práctica es ideal para relajarnos y enfocarnos en un pensamiento positivo,  en lo que nos gusta. Algo muy bueno de esta técnica es que  tú tienes el control de lo que imaginas, por tanto el resultado de esa visualización será siempre a tu favor.

 

¿Cómo hacer una imaginación guiada? Lo ideal es buscar un lugar tranquilo y en dónde puedas estar en silencio y sin interrupciones.  A continuación imagina una escena en la que te sientes en paz, contento, satisfecho. Puede ser una playa, un bosque, un lugar dónde jugabas de niño, tu casa, una fiesta, lo que sea. Puedes hacer este ejercicio de visualización por tu cuenta, con ayuda de un profesional, o siguiendo una grabación de audio.

 

Esta técnica es efectiva en la medida que logramos imaginar tan real como sea posible la escena: lograr ver, oír, oler y sentir. “La imaginación guiada funciona mejor si incorporas tantos detalles sensoriales como sea posible”. Te pongo un ejemplo. Imaginemos que elegimos “visualizar” un paseo por el bosque. Esto puede ayudarnos:

* Ver los árboles y algunos animales que habitan ahí

* Escucha cómo el aire mueve las ramas de los árboles y cómo los animales emiten sonidos

* El olor de la madera, de la tierra mojada, de algunas plantas

* Siente la tierra mojada mientras caminas descalzo

* El sabor de alguna fruta que puedes probar de alguno de los árboles

 

Existen recursos de meditaciones guiadas ya elaborados. Te recomendamos los siguientes:

Imaginación Guidada en la Playa

Imaginación Guiada en el Campo

Y si te gusta y puedes escuchar audios en inglés, te comparto uno de mis recursos favoritos para este ejercicio: Relaxation for Mind and Body, de Catherine Regan, PhD y Rick Seidel, PhD

¡Platícame cómo te va practicando esta técnica para que tus emociones estén siempre a tu favor!